El agua y los gatos

Comedero de mascotasComedero de mascotasSabemos que los gatos deben tener siempre un suministro de agua fresquita, especialmente si le damos de comer alimentos secos.

Pero ¿qué es lo que hace el gato? Seguramente empiece a olfatear el plato o dar vueltas alrededor de él, o probablemente ignore por completo el recipiente.

"Bueno", piensas para tí mismo, "no tendrá sed". Pero más tarde, lo ves bebiendo agua asquerosa que hay en el jardín como si se tratara de leche.

El agua del grifo es tratada con productos químicos, generalmente está fuertemente clorada para un gato. El olfato de los Gatos es mucho más sensible que el de los humanos, y muchos gatos sienten rechazo hacia este producto químico. El agua sucia de los charcos tiene un olor mucho más atractivo. Los charcos pueden estar llenos de vegetación podrida y microbios, pero para los gatos encontrar estos organismos supone una sopa muy sabrosa.

Así como el cloro para muchos gatos tiene un olor muy desagradable, los detergentes les dan el mismo asco. Así que ¿por qué entonces, tu amigo felino come con tanta ansia del recipiente de la comida, y le da igual el olor del detergente? Se debe a que el aroma del pescado o la carne es más fuerte que el olor del detergente.

Con el cuenco de agua sucede parecido, cuando tu gato bebe agua del grifo, significa que sólo tiene esa opción.

Entonces, ¿qué puedes hacer?. No laves el recipiente de agua y comida de tu gato con detergente y enjuágalo más veces, y si puedes conseguir agua de lluvia, tu gato te lo agradecerá mucho más.